“Quien no disponga de las dos terceras partes de su jornada para sí mismo es un esclavo, independientemente de lo que sea además: político, comerciante, funcionario o erudito”.
Friedrich Nietzsche
(Humano, demasiado humano).